jueves. 20.06.2024

Durante al menos tres meses, Gerard Piqué y Leo Messi, entonces jugadores del FC Barcelona, junto con Luis Rubiales, expresidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), negociaron con Aleksander Ceferin, presidente de la UEFA, para "desviar" fondos del organismo europeo y compensar las rebajas salariales que algunos futbolistas sufrieron durante la pandemia, según ha revelado THE OBJECTIVE en exclusiva.

THE OBJECTIVE ha tenido acceso a mensajes y audios relacionados con este asunto, que revelan que el último intercambio de información se produjo el 15 de junio de 2020. En esa conversación, Rubiales le comunica a Piqué: "Tenemos que retomar el tema de los fondos o, al menos, sacar los 30 kilos (…) para ponerlos a vuestra disposición".

Según documentos en poder de este periódico, el presidente de la UEFA mantuvo en 2020 varias videoconferencias con Messi, Piqué y Rubiales para diseñar un plan que permitiera redirigir los fondos y beneficiar a los jugadores afectados por la crisis sanitaria. El 11 de abril de 2020, Rubiales preguntó a Ceferin si había considerado su propuesta económica.

Rubiales propuso que el 4% de los derechos de retransmisión de todos los partidos de la UEFA, anteriormente distribuidos de una manera específica entre las asociaciones nacionales, se reestructuraran para destinar el 50% a compensar a los jugadores cuyos salarios se vieron mermados por la covid-19. Además, sugirió una conversación "a cuatro bandas" con Piqué y Messi para tratar dicho tema. Ceferin aceptó y al día siguiente organizó el encuentro telemático.

Rubiales mantuvo a Piqué informado en tiempo real, quien a su vez comunicaba los avances a Messi, que estaba preocupado por no dominar el inglés.

La reunión "a cuatro bandas" se celebró el 14 de abril sobre las 18.45 horas y duró aproximadamente una hora. Tras el encuentro telemático entre Ceferin, Rubiales, Piqué y Messi, se produjeron varios mensajes cruzados entre los asistentes. Por un lado, el exdefensa del Barcelona quería mandarle un whatsapp al presidente de la UEFA para agradecerle su compromiso. Por otro, Ceferin escribió a Rubiales para gestionarles su petición y aseguró que la "próxima semana" tendría alguna respuesta, sugiriendo que debían reunirse nuevamente.

Rubiales propuso entonces que Piqué y Messi enviaran una camiseta del FC Barcelona firmada por ambos a Ceferin como muestra de agradecimiento, lo que podría influir positivamente en la respuesta del dirigente deportivo. En sus comunicaciones, Rubiales comentó que Ceferin había expresado preferencia por el Barcelona sobre el Real Madrid, lo que podría ser relevante para las negociaciones. "Yo lo digo porque como él me ha dicho a mí que la semana que viene va a hacer un planteamiento y se ha soltado el piquillo, que él es muy prudente y con vosotros se le ha soltado el morrillo y ha empezado a rajar de Florentino y del presidente vuestro, pero ha dejado entrever que ya no quiere al Real Madrid que prefiere al Barcelona…", le dice Rubiales a Piqué.

El 21 de abril se celebró otra reunión, aunque no está claro si Messi pudo asistir porque se encontraba enfermo. Estas negociaciones quedaron en stand by hasta el 5 de mayo, cuando Ceferin propuso a Rubiales un nuevo encuentro para tratar el plan estratégico que le estaba preparando "su gente en Suiza".

Finalmente, el último chat –en poder de THE OBJECTIVE– relacionado con este asunto tiene fecha de 15 de junio de 2020. En él, Rubiales asegura a Piqué: "Geri, tenemos que retomar lo vuestro del fondo o, al menos, sacar los 30 kilos nuestros, de LaLiga y de la AFE para ponerlos a vuestra disposición".

Leo Messi estaba muy preocupado por mantener la "confidencialidad" en estas negociaciones porque, según explican fuentes consultadas por THE OBJECTIVE, "las mismas pueden ser cuestionadas desde un punto de vista jurídico y ético".

Rubiales ofreció "30 kilos" de la UEFA a Messi y Piqué por sus pérdida salarial en...