miércoles. 22.05.2024

La comunidad autónoma de Extremadura ha aprobado un paquete de medidas dotado con más de 37 millones de euros para hacer frente a las consecuencias que la "durísima sequía" está provocando en la agricultura y la ganadería de la región.

Estas medidas contenidas en un decreto ley que ha sido aprobado este miércoles en la reunión del Consejo de Gobierno se publicarán el próximo lunes e irán a convalidación de la Diputación Permanente de la Asamblea de Extremadura debido al actual contexto electoral.

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha detallado el contenido de este decreto ley en rueda de prensa y, entre las acciones a poner en marcha, se encuentran ayudas, más fondos para fomentar la contratación de seguros agrarios, bonificación de tasas y préstamos a agricultores y ganaderos, con un coste esta última acción de 21 millones.

Fernández Vara ha agradecido el "inmenso esfuerzo" que el conjunto de los miembros del Consejo de Gobierno han hecho para "poder juntar en mitad de año 37 millones que no estaban presupuestados", además de alabar la "celeridad" de la Consejería de Agricultura, ya que "esto es imposible de montar en tan poco tiempo si no se tiene muy bien hecho el diagnóstico de situación".

DETALLES DEL DECRETO-LEY

El conjunto de ayudas, dotado con un total de 37,2 millones de euros, se une a la resolución ya publicada sobre flexibilización de la alimentación para las ganaderías ecológicas y a la de flexibilización de las ayudas directas de la PAC y agroambientales de la misma, publicada este miércoles en el Diario Oficial de Extremadura.

Asimismo, Vara ha insistido en que la Junta se marca como objetivo que en el horizonte del próximo mes y medio se esté en disposición de poder empezar a pagar estas ayudas, ya que ha reconocido que hay explotaciones que, de lo contrario, "no van a aguantar".

"Hay ganaderos que si no reciben una señal clara, van a llevar sus reses al matadero y eso es malo para el campo, es malo para el relevo generacional, es malo, muy malo, para los precios, es malo para el futuro de la alimentación, por lo tanto, es malo para todos", ha expuesto.

Respecto al modo en que se articulan estas ayudas, el presidente autonómico ha informado de que se van a destinar 10 millones de euros a los titulares de explotaciones agrarias con recintos declarados y validados de los productos de trigo blando, triticum spelta, trigo duro, cebada, centeno, avena, tranquillon, avena-trigo, avena-cebada y avena-triticale en la solicitud única de la PAC de 2023.

Es decir, será una subvención directa a las explotaciones agrícolas del sector de cereales de invierno con el objetivo de compensar las pérdidas sufridas.

Asimismo, esta ayuda es compatible con las que puedan venir del Gobierno nacional por el desarrollo del Real Decreto Ley 4/2023 y con las indemnizaciones que cobrarán los agricultores de cereales de invierno por el seguro agrario.

También, se van a destinar 1,5 millones de euros a las explotaciones ganaderas extensivas de porcino ibérico (1 millón) y de equino (500.000 euros), dos sectores "clave" en la economía regional y que conllevarían ayudas a directas a cerca de 1.000 explotaciones.

Otro sector que va a recibir ayudas directas por parte de la Junta de Extremadura, además de las ya anunciadas por el ministerio, es el apícola, cuyas explotaciones van a percibir 2,7 millones de euros más el importe correspondiente de las ayudas del Gobierno de España.

Además, los ganaderos podrán disfrutar de una bonificación de las tasas de las guías ganaderas y de la declaración de los censos. De esta manera, se ha establecido una bonificación del 100 por cien en las tarifas de esas tasas por prestación de servicios facultativos veterinarios de la Consejería de Agricultura para los años 2023 y 2024.

Por otra parte, se establece un incremento de 2 millones de euros en el presupuesto destinado al fomento de la contratación de seguros agrarios, ya que los seguros, como ha defendido Vara, son una "herramienta eficaz" que permite garantizar la renta y mantener la viabilidad de las explotaciones.

Finalmente, la Junta de Extremadura aportará 21 millones de euros para una línea de financiación de préstamos con el fin de que los agricultores y ganaderos puedan hacer frente a los gastos ordinarios de las explotaciones.

Esta medida, que será suscrita el próximo miércoles con las entidades bancarias extremeñas, estará destinada a hacer llegar al conjunto de agricultores y ganaderos préstamos con un año de carencia y tres de plazo que en el caso de que continuara la sequía en la temporada siguiente se elevaría a dos años de carencia.

MEDIDAS "CON LA FOTO QUE TENEMOS HOY"

El paquete de medidas aprobado este miércoles por el Consejo de Gobierno, según ha recalcado Vara, se ha diseñado "con la foto que tenemos hoy" y ha reconocido que probablemente dentro de unos meses se cuente con "otras fotos diferentes si sigue sin llover".

"Y habrá que hacer otra serie de medidas tanto por parte del Gobierno de España como por parte nuestra. Falta también que Europa hable y por tanto falta también que Europa establezca cuál va a ser su nivel de compromiso y, segundo, si nos autoriza o no a poder utilizar fondos europeos para nuevas medidas que hubiera que llevar a cabo o que hubiera que desarrollar en otros sectores, que se adivinan que van a estar también claramente afectados, pero que hay que esperar la evolución, obviamente, que vayan a tener en los próximos meses", ha asegurado.

ALCANCE DE LAS MEDIDAS YA APROBADAS POR EL GOBIERNO DE ESPAÑA

En su intervención, Fernández Vara también ha puesto en valor las medidas ya aprobadas por el Gobierno de España para hacer frente a las consecuencias de las altas temperatura y la falta de precipitaciones.

Así, ha recalcado que Extremadura recibirá 120 millones de euros, que representa el 34 por ciento del total de las ayudas a la ganadería, algo que significa un "apoyo importante" para la región.

Sobre la base de los cálculos realizados por la Consejería de Agricultura, el sector del vacuno de carne de Extremadura con 6.800 ganaderos y 511.000 vacas será el más beneficiado por las ayudas extraordinarias de la sequía, ya que recibirán por parte del Ministerio de Agricultura un total de 77,9 millones de euros.

De igual forma, los 8.000 ganaderos del ovino y del caprino con un censo de pequeños rumiantes que supera los 2,6 millones de reproductoras recibirán 42,8 millones de euros, ha expuesto Vara, quien ha recalcado que a los 120 millones para los ganaderos se debe sumar la parte de reparto que corresponde de las ayudas a los agricultores y los 37,2 millones aportados por la Junta.

"Nuestro campo está viviendo una situación muy compleja debido a las altas temperaturas y a la falta de precipitaciones. Ha sido un invierno seco y está siendo una primavera aún más seca y cálida. El cambio climático nos está trayendo consecuencias que no imaginábamos. Por eso y debido a la situación tan complicada, actuamos utilizando las herramientas que tenemos a nuestra disposición como Administración regional. Se lo debemos a nuestro campo, se lo debemos a nuestros profesionales del campo y se lo demos a la sociedad extremeña", ha asegurado.

Extremadura aprueba medidas de 37 millones de euros para paliar la sequía