domingo 23/1/22

En Afganistán y Pakistán existe una práctica cultural conocida como “Bacha Posh” que la llevan a cabo las familias en las que solo tienen hijas. La práctica consiste en disfrazar a una de las hijas en niño con el fin de que pueda trabajar, ir a la escuela y respaldar al resto de hermanas. Además lo utilizan para eliminar el estigma social de no tener ningún hijo varón. 

Este es el caso de Sanam, una Bacha Posh. Su madre explica que "Una bacha posh no es común en nuestra sociedad afgana, pero tuvimos que hacerlo debido a la pobreza. No tenemos un varón que trabaje para nosotros, y su padre n o tiene a nadie que le ayude. Así que la considero como mi hijo al lado de él hasta que llegue a la adolescencia”. 

La situación de estas niñas depende de la decisión del gobierno del momento, ene este caso los talibanes aún no han hecho ninguna declaración pública sobre el tema. ”Tuvimos que hacer su bacha posh. Si los talibanes vienen a criticarnos, hablaré con ellos y les diré que tuvimos que hacerlo. Les diré que se quedará en casa si nos proporcionan lo necesario. Mis hijas necesitan comida y agua, y nosotros necesitamos muchas cosas para la casa y sin nuestro bacha posh, mis hijas morirán de hambre. No hay otra manera. Hemos tenido que hacerla bacha posh” añadió la madre de Sanam. 

La pequeña Bacha Posh de momento trabaja junto a su padre vendiendo mascarillas en la calle pero aspira a estudiar y convertirse en algún momento en “médico, comandante o soldado”.