martes. 16.04.2024

Las empresas del sector privado y los sindicatos han llegado a un acuerdo en el que deberán pagar a todos los empleados que acudan al trabajo en bicicleta. Este acuerdo lleva vigente varios años ya, pero las empresas podían hacer esto de manera voluntaria. Ahora eso ha cambiado y todas deberán pagar a sus empleados por ello.

Las normas con respecto ha este tema han sido claras:

  1. El trabajador deberá acudir al menos una vez a la semana al trabajo en bicicleta.
  2. El trabajador deberá firmar una declaración jurada anual sobre el número de kilómetros y de días en los que se ha desplazado en bicicleta.
  3. El límite diario para la compensación está fijado en 40 kilómetros, por lo que el trabajador recibiría unos 11 euros por jornada. Es decir, 27 céntimos por kilómetro.
  4. Los empresarios tendrán que añadir este dinero a la nómina cada mes.

Además, han querido aclarar que la compensación está libre de impuestos y cargas de la Seguridad Social. Todas las compensaciones estarán revisadas anualmente en función de la inflación. También la cantidad estará condicionada por la región, algunas pueden reducirse a 15 céntimos por kilómetro. La normativa también incluye a las bicicletas eléctricas.

Bélgica recompensa con hasta 1000 euros al año por ir en bicicleta a trabajar