jueves. 29.02.2024

Oliver, de dos años de edad, viajó hasta Barcelona el pasado octubre para ser tratado del tumor cerebral en el Hospital Sant Joan de Déu. Le consiguieron extirparle más del 90% del tumor, pero no del todo. Después, se sometió a un tratamiento de protones que solo estaba en dos hospitales de Madrid, por lo que tuvo que viajar hasta la capital.

Y después de todo, su madre, Lena, ha comunicado vía redes con el lema 'Fin Protones' que Oliver ha superado el tratamiento y está curado. En la publicación aparece Oliver tocando una campana en símbolo de recuperación.

La madre ha querido agradecer a todo el mundo que ha contribuido y apoyado para el recuperamiento de Oliver. "Nos vamos de Madrid tristes y felices a la vez. Tristes porque nos despedimos de la Clínica Navarra y su equipo encantador que os ha apoyado a Olivito y a mí en cada momento. Nos vino muy bien esta rutina que tuvimos aquí. Todos los días el mismo horario, el mismo tratamiento, las mismas caras... Felices porque hemos terminado otra etapa en este camino", así lo publicó.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Lena (@lenitaarca)