viernes. 02.12.2022

Nada de escotes, muestras de cariño y la cerveza a 13 euros: Las limitaciones del Mundial de Qatar

Algunos países han elaborado guías de consejos para que sus ciudadanos sepan que normas deben de cumplir en Qatar si no quieren acabar en la cárcel

 Mujer mirando el cartel del Mundial de Qatar 2022
Mujer mirando el cartel del Mundial de Qatar 2022

Desde que se adjudicó el Mundial de 2022 a Qatar, el mundo supo que sería un Mundial diferente. Todo el mundo sabía que se iba a jugar en invierno, a mitad de temporada, y que habrían numerosas libertades que no podrían ejercerse dentro del país asiático. Y es que estas estrictas normas propias de un "choque cultural" han provocado que los diferentes países deban crear guías a sus aficionados de que no hacer en Qatar, si no quieren acabar en la cárcel.

Resulta bastante irónico que el principal patrocinador internacional sea Budweiser, la marca de cerveza, siendo el beber alcohol en espacios públicos una de las prohibiciones más grandes de Qatar para los extranjeros que van al Mundial. El gobierno, en unión con la FIFA, prohibió la venta y consumo de alcohol en los estadios del Mundial y sus aledaños, limitando el consumo de alcohol a hoteles con licencia o a la Fan Zone de la FIFA, donde para tomar una cerveza mientras ves el partido deben pagar hasta 13 dólares.

Y es que el control del Gobierno de Qatar está con ojo avizor a que no se incumpla ninguna norma, vigilando de cerca a los medios de comunicación que cubren el Mundial. Al ser un Gobierno bajo la polémica ley islámica, hay muchas leyes que hacen llevarse las manos a la cabeza a más de uno, como las que castigan con cárcel las relaciones entre personas del mismo sexo o las relaciones extramatrimoniales. Abrazarse apasionadamente para cantar un gol en el estadio está en peligro, pues las muestras de afecto dentro de los espacios públicos entre personas ya sean del mismo o distinto sexo, están prohibidas y serían penadas.

Y es que el Mundial no está exento de quejas y sobre todo a la opresión que ejercen sobre las mujeres, pues es un país donde los derechos de las mujeres no son respetados. Las leyes islámicas tienen muy en cuenta la vestimenta de una mujer donde dicen que no habrán represiones a la vestimenta de las turistas, siempre y cuando no utilicen prendas escotadas.

Normas sobre las que advierten algunas embajadas, como la alemana, que recuerda a sus compatriotas que no podrán consumir embutido de cerdo ni contenido porno durante su estancia en el Emirato.

Comentarios