domingo. 19.05.2024

La Generación Z es conocida por su creatividad, habilidades tecnológicas y las ganas de contribuir al mundo laboral de una manera innovadora y única, un enfoque diferente a la que los Boomers estaban acostumbrados. Ahora podemos ver como esta parte de la población se implica de una forma donde prevalece los temas sociales, la plena igualdad y la formación. 

El informe de Unlocking Organizational Success Report 2024 afirma que la Generación Z busca más la implicación con proyectos que el hecho de trabajar para una determinada compañía o marca, es decir, que se sientan identificados con las mismas. Unos datos que marcan un nuevo camino en la forma que tiene la sociedad de afrontar su vida laboral. Además, según la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea), el porcentaje de asalariados que buscaron otro empleo en 2023 se situó en máximos históricos de los últimos 20 años. Esto indica que retener el talento es uno de los mayores problemas a los que se enfrentan las empresas.  

"La formación continua se presenta como una de las soluciones clave para esta generación, a través de la cual se unen beneficios claros para el empleado, con una proyección laboral e implicación en los proyectos empresariales. Además, ayuda a retener a un talento que sigue aprendiendo y creciendo en su puesto de trabajo." comenta Mariano Kostelec, CEO de StudentFinance. "Estamos hablando de una generación que valora la formación dentro de las empresas como una puerta al desarrollo profesional, y un síntoma de que la empresa realmente cuida de sus trabajadores" añade.

Claves para entender la importancia de la formación en la retención

Una generación marcada por nacer y crecer en un entorno digital con una evolución muy  rápida de la tecnología, lo que ha podido provocar este interés por sentir un desarrollo continuo en el ámbito laboral. Mydra, la plataforma de upskilling señala las razones de peso que han identificado por las cuales la Generación Z echa en falta este beneficio en sus puestos de trabajo.

  • Aprendizaje constante: la Generación Z ha crecido con acceso a información instantánea a través de internet y las redes sociales. Están acostumbrados a aprender de forma autodidacta y a adaptarse rápidamente a nuevas tecnologías y tendencias en su vida personal y esto se traslada también al entorno laboral.

  • Desarrollo profesional: a diferencia de generaciones anteriores que podrían haberse quedado en un trabajo durante décadas, la Generación Z tiende a ser más móvil en su carrera y está interesada en desarrollar habilidades transferibles que les permitan avanzar en diferentes roles y sectores.

  • Sentido de propósito: esta generación tiende a valorar el propósito y el impacto social en su trabajo. Buscan empresas que ofrezcan oportunidades para crecer y contribuir de manera significativa, y ven la formación como una forma de mejorar sus habilidades para hacerlo.

  • Competitividad laboral: con un mercado laboral cada vez más competitivo y la creciente automatización de trabajos, la Generación Z reconoce la importancia de mantenerse relevante y actualizada en sus habilidades para tener asegurado el sentimiento de valor y ser parte de la empresa.

  • Expectativas en las corporaciones: muchas empresas modernas han adoptado una cultura de aprendizaje continuo y desarrollo profesional como parte de su estrategia para atraer y retener talento joven. Las entidades que ofrecen programas de formación y desarrollo tienen más probabilidades de atraer a la Generación Z que otras. 

"Estos jóvenes profesionales tienen el potencial de convertirse en líderes y expertos de sus campos en un futuro próximo. Pero para propiciarlo, las empresas deben entender que se trata de una generación autodidacta, y comenzar a dar valor a rasgos como la independencia, la actitud, la determinación y disciplina de una demografía que ha crecido en un entorno donde los grados universitarios ya no son un gran diferenciador", añade Marta Palmeiro, CFO de StudentFinance. 

Ofrecer programas de capacitación y desarrollo, mentoría y oportunidades de promoción interna muestra, en un panorama laboral diverso y volátil, que las nuevas generaciones tienen un futuro dentro de la empresa y los motiva a quedarse dentro de ellas. 

Cómo hacer que la Generación Z se quede en su puesto de trabajo